web analytics

Boda Madrid Finca Casa de los Oficios.

18 años juntos, toda una vida: desde que se conocieron en El Planeta Azul y todo lo que aun les queda por recorrer…

Tenía ganas ya que llegara el 15 de junio, llevaba tanto tiempo hablando con Verónica… desde febrero de 2012 que fue cuando intercambiamos nuestros primeros mails. Hemos  hablado de lo humano y lo divino delante de una taza de café. Me contaba que ya tenía su vestido de Jose María Peiró, que por cierto es precioso, los detalles que tenía preparados para los invitados, las tardes craft con su hermana personalizando su boda. Cada cosa que encontraba, cada DIY me lo enviaba y me preguntaba, ¿qué te parece? . Así que he estado tan al tanto de esta boda que tenía “necesidad” de que fuera ya. Y ya ves, casi ha pasado un mes desde el “si quiero” y cada vez que hablo contigo o intercambiamos un whatsapp te veo mucho más feliz de lo que ya lo eras cuando te conocí.

Pero no me quiero alargar mucho, sólo espero que con estas fotos tengais un maravilloso recuerdo de lo que fue vuestro día

Los preparativos de Jose comenzaron de una forma bastante especial. Verónica le había preparado un pequeño mensaje, no en una botella, sino en forma de tarjeta postal y en los tiempos 2.0 que corremos una presentación recordando los momentos más importantes de su relación. Te echo de menos y se iban a ver en tres cuartos de hora en la pequeña iglesia de Torremocha.

Jose es tan expresivo, cual hombre que se precie que casi ni se inmutó. Estas cosas, imagino, que hay que verlas en la intimidad, no rodeado de 2 fotógrafos y cuatro personas más que no te quitaban ojo cuando escuchaba estas palabras:

Te quiero porque tienes la receta para hacerme feliz:

medio litro de amor y una pizca de paciencia

Te quiero porque la vida a tu lado es maravillosa…

No me pude resistir a decirle a Vero, que las palabras le habían impactado tanto (que seguro que si, por la sonrisa que esbozaba y los aplausos que daba cuando terminó el mensaje) que estaba llorando cual Magdalena. Obvio en un principio con los nervios del día de la boda se lo creyó, aunque me miraba extrañada y riéndose me decía: te estás quedando conmigo. Pues claro mujer, claro que me estoy quedando contigo, que llevamos hablando más de año y medio y aun no me conoces… Ainssss

Jose, Vero me siento muy halagada de haber compartido esos cafés con vosotros, de saber que somos amigos, de ver vuestra felicidad que también es la mía. De ser parte de ese maravilloso día. Vero me quedo con tu abrazo y tu sonrisa, se que no son los últimos que nos vamos a dar.

Muchísimas felicidades.

Ahhh y quien quiera ver más fotos de esta pareja, puede recordar aquí este otro reportaje: preboda en el puente y preboda en el campo

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR
Hello, world!